Los defensores de oficio, en México no son buenos

Para atender asuntos legales en México, se necesita  un abogado que inicie y dé seguimiento al proceso en el Juzgado, y aunque todos estos casos son llevados por un Licenciado, la especialidad de cada uno es distinta. Sabemos que todos tiene los conocimientos básicos para llevar cualquier tipo de juicio. Sin embargo hay que tener en cuenta que, al igual que los médicos generales saben de medicina, no son especialistas en todas las áreas. Conocen las generalidades del resto de las áreas, pero su especialidad es una en particular, y te conviene ser atendido por  un experto en el tema que te aqueja: si eres mujer normalmente buscas un Ginecólogo para que te ayude con algúna enfermedad relacionada con la matriz; si quieres que curen a tu hijo pequeño buscas un Pediatra, o si eres un adulto mayor el Geriatra es la mejor opción; en cambio si tu problema de salud es de un oído, lo correcto es buscar un Otorrinolaringólogo.

Así como cada uno de los doctores tiene su especialidad para atender un mal en específico, lo mismo sucede con los abogados, ya que aunque todos son Licenciados en Derecho y conocen las generalidades legales, hay que saber que hay especialidades muy diferentes, como son: Mercantil, Laboral, Derecho de autor, Protección de marca, Derecho Fiscal, Penal, e incluso Derecho Internacional, entre otros muchas áreas legales.

Por eso siempre se recomienda buscar a un abogado experto o especializado en el área del derecho en la que necesites ayuda o asesoría. Por ejemplo,  un abogado Laboral puede atender cualquier demanda o denuncia, pero NO es experto en asuntos Penales, así como tampoco un penalista te debe ayudar con una demanda mercantil.

El problema es que  mientras más especializado esté el profesional que te atiende, sus  honorarios serán más caros, por eso no todos pueden pagar  los honorarios de un Licenciado que los ayude en cualquier proceso legal que tengamos.

Muchas demandas mercantiles no son respondidas en el tiempo y/o de la forma  correcta, por parte de los demandado, ya sea por desconocimiento del tema, falta de recursos para contratar un abogado o incluso por haber buscado apoyo con el compadre, que estudió 4 semestres de leyes.

Como los honorarios son caros y muchas personas no los pueden pagar, la ley establece que todos tenemos derecho a defendernos o ser defendidos,  por lo que se supone que cada Juzgado tiene Defensores de oficio, que aunque no son expertos en el ramo, si tienen los conocimientos necesarios para ayudarte en el problema legal que tengas. El “detalle” es que muchas de las veces pierden sus casos, ya sea porque no cuentan con recursos para llevar el asunto, o porque tienen tantos clientes que les es imposible atender de forma correcta a todos.

Para llevar casos legales, hay que estar concentrados, tener disciplina, conocer el lugar y la forma correcta de presentar las respuestas a la demandas o denuncias, tener recursos suficientes y contar con la experiencia necesaria en el tema. Por poner un ejemplo, diré que los asuntos Laborales entre trabajadores y patrones, se llevan en las Juntas de Conciliación y Arbitraje de cada localidad; sin embargo dependiendo del giro de cada empresa, la Junta puede ser Local o Federal; incluso las demandas contra el IMSS o el INFONAVIT se llevan en la junta Federal, y no en la Local. Para un abogado es básico saber eso, pero hay numerosos casos de personas que perdieron la oportunidad de presentar la demanda laboral en tiempo y forma, porque su abogado se equivocó y metió el oficio en la Local, cuando era en la Federal.

Los asuntos de deudas, se llevan en los Juzgados Mercantiles; las denuncias, que por definición son penales, se llevan en los juzgados del ramo Penal; los problemas de divorcio, custodias o temas relacionados con los matrimonios y las familias, se llevan en los Juzgados de lo familiar, y así cada tipo de proceso legal tiene su juzgado específico para el trámite.

Por eso te invito a buscar al especialista del área, para que sepa qué hacer y en qué lugar debe hacer lo necesario para ganar tu juicio y no solo alargarlo y sacarte dinero.

Se supone que cada Juzgado debe tener su grupo de Defensores de Oficio para llevar los asuntos de personas que no puedan pagar un abogado; pero el problema es que ese tipo de abogados NO siempre tiene la experiencia, dinero o tiempo necesarios para atender tu asunto. Importante aclarar que a raíz del nuevo proceso penal acusatorio, en México se cambió el concepto de Defensores de Oficio por el de  Defensor Público.

¿Que son los Defensores Público o Defensores de Oficio ?

Por definición debe ser un  Licenciado en derecho o abogado titulado, con cédula profesional, y es un profesional que el Estado proporciona al imputado o demandado, cuando éste no puede nombrar un defensor privado por sus propios medios. Decíamos que con el nuevo proceso penal acusatorio, se está dando más fuerza a los defensores de oficios o defensores públicos,  pues tienen  tiene la obligación de representar jurídica y gratuitamente al imputado durante todo el proceso penal.

Falta calidad en los defensores de oficio

¿ Vale la Pena contratar un Defensor de Oficio o Defensor Público ?

La verdad es que en México los abogados o Defensores de Oficio, generalmente NO son buena opción (sé que hay excepciones, pero son contados), ya sea porque trabajan ahí mientras aprenden y toman experiencia o mientras consiguen un mejor trabajo, además de que no tienen recursos para atender a sus clientes.; con recursos, me refiero a falta de dinero y por supuesto de tiempo; aunado a que tiene la mente puesta en buscar un mejor trabajo y porque como no les pagan, NO importa si pierden.

El problema es que aunque sabemos que los Defensores de Oficio o Públicos no son tan buenos como los que si cobran por sus servicios, para muchas personas, representan su única opción de Defensa Legal, pues  carecen de recursos para pagar por los servicios de otro abogado con mayor experiencia.

De hecho en muchos partes de país, las defensorías públicas no existen y el demandado NO tiene una defensa real durante su Juicio. Hay pocas defensorías públicas en el país, a pesar de que la Constitución establece que debe haber una defensoría pública de calidad, pero es un asunto que no se ha cumplido.

Los defensores de oficio, en México no son buenos was last modified: diciembre 6th, 2018 by Antonio H.