La importancia de la lista de compras

Cuando era niño era el “mandadero” de mi casa, cosa que en particular me gustaba porque a veces me dejaban quedarme con los cambios (feria o vueltos como le dicen en otras partes del país).  He de decir que, modestia aparte, tengo muy buena memoria, por lo cual me extrañaba (y a veces hasta me molestaba) que mi mamá me diera siempre un papelito en el que escribía lo que ella quería que le trajera de la tienda.

Cuando mis hermanas y mi hermano mayores empezaron a trabajar y a recibir vales de despensa, mi mamá pedía también que la acompañara a hacer las compras al Super Mercado para poder cambiar los vales; sin embargo, observaba también que mi mamá antes de ir de compras se ponía a revisar en toda la casa y a anotar en un papel todo aquello que ella consideraba que hacía falta. Eso a veces hasta me molestaba, pues yo decía “ Ya vamos a la tienda, ¿por qué no solo va y compra las cosas, para qué quiere una lista? ”  Y hoy con el paso del tiempo, veo el por qué la importancia de la lista de compras que hacía mi mamá.

Hace un par de meses fui a comprar la despensa de la casa, según yo.

Traje muchas cosas y me gasté cerca de $1,000.  Sin embargo, al día siguiente, voy a bañarme y noté que no tenía jabón de baño y que la pasta de dientes casi se acaba. Después fuí a sacar la basura, y veo que ya no tengo bolsas para basura. ¡Y según yo, acababa de hacer la despensa! Ahí fue cuando dije “Entonces, ¿en qué me gasté tanto?

Normalmente los tickets de compra los tiro a la basura al llegar a mi casa, pero por pura casualidad ese no lo tiré, estaba arriba de la mesa. Así que aproveché para revisarlo y ver qué es lo que estaba mal: Del total de las cosas que había comprado, había un 30% aproximadamente que eran más antojos que  objetos necesarios.

Este mes pasado, decidí copiar lo que hacía mi mamá: Comencé a hacer  mi lista de compras recorriendo la casa y revisando minuciosamente qué es lo que faltaba y anotándolo en un papelito.  Al ir al super a surtirla, me decidí a enfocarme solamente en buscar aquello que venía en la lista de compras. Al salir, terminé pagando $600 ($400 menos que la vez anterior).

Comparando lo que hice en esta ocasión contra lo que hice el mes anterior he sacado los siguientes tips que quiero compartir contigo:

  • Antes de ir a hacer tus compras, da un recorrido por tu casa y revisa qué es lo que realmente te hace falta de tu despensa, desde alimentos hasta artículos de limpieza y aseo personal. Dales prioridad a aquellos que ya se terminaron y son indispensables o están próximos a terminarse.
  • Anota todo en una lista, poniendo primero las cosas más primordiales y al último de las que puedes prescindir.
  • A la hora de surtir la despensa, revisa los artículos que tiene la tienda en oferta y valida cuáles de ellos se encuentran en tu lista.
  • Enfócate en adquirir solo los artículos de la lista y nada más. Y separa en el carrito aquellos de los que puedas prescindir.
  • Lleva un lápiz o pluma y una calculadora para que anotes en la lista los precios de los artículos. Antes de pasar a pagar, haz una suma rápida y asegúrate que traes el dinero suficiente para pagar.

Quizás estos tips parezcan muy simples pero créeme estimado lector que muchas veces se nos olvidan, ponlos en práctica y ve la diferencia.

Y tú… ¿haces lista de compras o solo compras?

La importancia de la lista de compras was last modified: septiembre 2nd, 2013 by Alejandro M.