Pago de Tarjeta de Crédito: mitos y realidades

En este artículo hablaremos de los mitos y realidades de las tarjetas de crédito, pero si lo que buscas es información y/o asesoría para saber qué hacer porque ya no puedes realizar el pago de tarjeta de crédito por la razón que sea o simplemente porque ya TE ES IMPOSIBLE, entonces te invitamos a leer estos otros artículos:

1.- No puedo pagar mi Tarjeta de Crédito.

2.- ¿Conviene aceptar las Restructuras Bancarias?

3.- La Cobranza y mis derechos como deudor (varios artículos)

4.- Carta Convenio

5.- En qué me afecta pagar con Quita

Cuando queremos comprar cosas que normalmente no podríamos comprar de contado, es muy común pensar en realizar la compra con un “tarjetazo”, ya sea de contado o a meses sin intereses; todo sin pensar en lo que representará poder hacer el pago de tarjeta de crédito cuando nos llegue el estado de cuenta en unas semanas.

Es cierto que los bancos cobran intereses muy altos por utilizar el crédito de la tarjeta de crédito, y resulta muy cómodo y hasta “justo” echarle la culpa a los Bancos y a sus intereses usureros. Pero no podemos dejar de lado que al realizar el pago con tarjeta de crédito, es muy fácil “perder las cuentas” y olvidarnos de cuánto llevamos  firmado; cuando nos llega el estado de cuenta nos vamos de espalda y la primera reacción al ver el total es decir “¿por qué tanto?” o  “Yo no firmé todo eso!!“,  pero en cuanto nos ponemos a revisar a detalle cada compra, empezamos a decir “ah si, esta compra si es mía, ésta también, la de aquí… también, está si no es mia!!! ahhh ya me acordé, es cuando invité a cenar a mi suegra, pero la del Centro social y recreativo xyz.. qué es eso??…  utss!! es cuando me fuí con los cuates a tomar unas cervezas, se me pasaron las copas y ya no me alcanzó el dinero” al final aparece las compra de esa pantalla plana a meses sin intereses, y los zapatos de los 15 años de mi hija, y luego el vestido de mi esposa, y al final de cuentas resulta que “Si son míos todos esos gastos!!!

Luego empezamos a pagar los mínimos y vemos que en lugar de bajar la deuda, ésta empieza a subir y de inmediato queremos echarle la culpa a quien sea, que por lo general terminan siendo los bancos y sus plásticos “MALDITOS”. La verdad es que no debemos satanizar ni a los bancos ni a las tarjetas de crédito, ya que son un excelente medio para administrarnos si tenemos mucho cuidado al usarlas.

Por eso debemos comentar algunas ideas que tienen los usuarios de Tarjetas de Crédito y que ocasionan una idea equivocada sobre los bancos y sus tarjetas de crédito:

1. “La tarjeta de crédito es un dinero adicional a mi sueldo”: al no pensar que si gastamos más de lo que ganamos, estamos provocan que NO podamos pagar el saldo total a fin de mes,  lo que generará el cobro de intereses, que al ser tan altos, hacen que el pago de Tarjeta de Crédito sea un gasto no contemplado y en ocasiones impagable.

2. “Me administro muy bien y para el banco soy un excelente cliente, ya que siempre pago lo que me indica en el Pago Mínimo”: Efectivamente, cuando haces el pago de tarjeta de crédito cubriendo solo él mínimo indicado por el banco, te conviertes en un excelente cliente, porque a ellos les conviene que no pagues el total. Recuerda que si pagas el total de lo comprado en el mes, NO TE COBRAN INTERESES y el banco no gana dinero contigo, pero si pagas solo el PAGO MÍNIMO, el banco puede cobrarte esos intereses tan altos que tiene asignados a la tarjeta de crédito.

3. “Me conviene usar mi tarjeta de crédito en todos mis gastos para tener beneficios”: En parte es verdad, porque si eres muy administrado y llevas un control estricto de lo que vas gastando y sabes que al llegar la Fecha Límite de Pago, tendrás el dinero para liquidar todo lo que compraste y realizar el pago de Tarjeta de Crédito en su totalidad, entonces si te conviene usar tu tarjeta para pagar todos tus gastos, porque puedes llegar a financiar tus compras hasta 50 días sin pagar intereses. Pero si NO eres así de administrado, lejos de que tu tarjeta de crédito te traiga beneficios, te llenará de deudas impagables.

4. “Yo pago en cuanto me llega el estado de cuenta, si no me llega es problema del banco”: Eso es un error común y muy costoso, ya que la responsabilidad del pago es enteramente del titular de la tarjeta de crédito y el Banco no acepta como escusa que no te llegó el estado de cuenta. Tu debes conocer tus gastos y tus fecha de corte y fecha límite de pago. Si no pagas a tiempo te van a cobrar un comisión por pago tardío y si no pagas el total te van a cobrar intereses.

Además ahora se tiene la ventaja de poder consultar el estado de cuenta por internet, y así no necesitas el estado de cuenta para saber en qué has gastado y cuándo debes pagar, así que NO hay pretexto para hacer un pago puntual.

5. “Las compras a meses sin intereses son una gran ventaja”: Esta afirmación es totalmente cierta, porque te financias  a varios meses sin intereses. Pero ésto solo ocurre si pagas el total que compres cada mes, es decir la parte que corresponde a tus compras a meses, más el monto TOTAL de las compras que realices cada mes. Además es muy fácil y frecuente perder el control al olvidar lo que hemos comprado a meses sin intereses.

6. “Si cada mes pago el Total para NO Generar intereses NUNCA me va a costar usar la tarjeta”: Esto no es del todo cierto, ya que aunque pagues puntualmente todas las compras del mes, debes considerar que el banco te van a cobrar una anualidad por tu tarjeta. A menos que el banco tenga alguna promoción de no cobrar anualidad si cumples con los requisitos que te pide, como sucede con las Tarjetas sin Anualidad de por Vida.

Aunque pareciera que la anualidad es un gasto pequeño, debemos investigar su costo antes de solicitarla, ya que la anualidad de las Tarjeta de Crédito pueden ir desde $120 y hasta  $11,000, así que pudiera no ser tan despreciable.

 

 

Pago de Tarjeta de Crédito: mitos y realidades was last modified: julio 25th, 2013 by Antonio H.