Qué pasa con el Saldo deudor generado en una cuenta de Débito

Cuando tienes una cuenta de débito que ya no utilizas en un banco y vas con el ejecutivo del banco para quererla cancelar, la mayoría de las veces te dicen que NO hace falta cancelarla, pues el banco analiza las cuenta de débito que tienen bajo saldo y/o nulo movimiento y las cancela de forma automática, por lo que no es necesario hacer la cancelación formal.

En el caso de las cuentas de nómina que te abren en tu trabajo para depositarte tu sueldo cada semana o quincena, es muy común que al cambiar de empleo y no trabajar con el mismo banco, en el nuevo empleo te abren otra cuenta y tu dejas la anterior con saldo cero para que se cancele la actual y empezar a utilizar la nueva. Como tu tienes la idea de que no tendrás problema más adelante, te quedas tranquilo y hasta te olvidas del tema, pues el ejecutivo del banco te dijo que sola se va a cancelar la cuenta y que no necesitas cancelarla.

Eso es lo que mayoría de los ejecutivos del banco afirman, pero no todos los bancos hacen la cancelación de las cuentas de forma oportuna, especialmente cuando la cuenta de débito tiene un cobro mensual por manejo de cuenta o una comisión por bajo saldo. Por ejemplo algunas cuenta de débito de Banamex te dan dos opciones: pagar  una cuota mensual de unos 55 pesos más IVA, con la que te permite tener cualquier saldo en tu  cuenta, y la segunda opción es tener un saldo mínimo de 5,000 ó 10,000 pesos (dependiendo del tipo de cuenta) y no pagar mensualidad alguna; pero si en algún momento tienes un saldo menor al establecido, te van a cobrar una comisión por “bajo saldo”.

En el caso de Santander pasa algo similar, pues su cuenta de débito te cobra 50 pesos más IVA sin importar el saldo que tengas en ella.

En estos casos donde hay un cargo mensual y/o una cuota por manejo de cuenta o bajo saldo, al dejar tu cuenta en ceros te empezarán a cobrar esos conceptos, pero como la cuenta está “olvidada” y sin saldo, no podrán cobrarse las comisiones que se seguirán generando con el paso de tiempo. Por lo que la cuenta (sea de débito, ahorro, nómina o cheques), empezará a tener saldo negativo o números rojos, y cada mes se irá incrementando.

La buena noticia es que las deudas por comisiones de tarjetas de débito, no se reportan al Buró de Crédito y no se pueden cobrar por la vía legal, es decir que no te pueden demandar para cobrarte ese dinero y no afectan tu  historial crediticio, ya que no es un dinero que te prestaron y que dejaste de pagar.

Otro punto importante es que tampoco pueden tomar dinero de otra cuenta que tengas con ellos para cubrir la deuda que se generó por esos conceptos, a menos que tu lo autorices. Pero no te van a dejar abrir una nueva cuenta  de débito con ellos, mientras no liquides el saldo negativo que tienes en la otra cuenta.

Como no se reportan este tipos de deudas al Buró de Crédito, no afecta tu historial crediticio para nuevos créditos CON OTROS BANCO, pero si te meterán en problemas si más adelante quisieras abrir una cuenta en ese mismo banco o si buscas un crédito con ellos, NO te van a dejar hacerlo hasta que no pagues lo que debes en la cuenta de débito que no cancelaste; te pedirán que primero pagues lo que según ellos les debes, para poderte abrir una nueva cuenta de débito o darte un crédito.

Tal vez  me puedes decir: “Simplemente no abro una cuenta con ellos y listo… no tendré problemas y no les pago”, pero piensa que pasaría si te cambias de trabajo o en tu empleo actual deciden pagarte la nómina con depósitos a una cuenta de ese banco con el que tienes el saldo negativo. Algunos afortunados no tendrán problema al pedir a su patrón que les deposite en una cuenta de otro banco, pero algunos otros no tendrán tanta suerte y terminarán pagando la deuda que se generó por no haber cancelado la cuenta de débito.

Aunque los ejecutivos te dicen que no hace falta cancelar las cuentas de débito cuando están en cero o saldo bajo, la realidad es que NO es así en todos los casos, por eso te invito a evitarte problemas y cancelar las cuentas cuando ya no las vayas a utilizar. Es preferible abrir una nueva cuenta en caso necesario, en lugar de dejarla a la deriva esperando que el banco cumpla su palabra y la cancele con saldo en cero.

Aquí puedes ver un ejemplo de un Saldo mínimo que piden en una cuenta de débito para que no cobrarte comisión por manejo de cuenta; aclaro que los 30 pesos de la imagen no es por tener un saldo bajo, sino por expedir 2 cheques a razón de 15 pesos más IVA por cada cheque girado; la comisión por bajo saldo es mucho mas alta que esos 30 pesos, pues ronda los 275 pesos más IVA, al menos en esa cuenta.

Si ya no vas a necesitar la cuenta de débito o nómina que actualmente tienes, lo mejor es cancelarla aunque el ejecutivo te jure y te prometa que no pasa nada si no la cancelas… no les creas, cancela la cuenta cuando tenga saldo cero y guarda la constancia de haberlo hecho, pues te podrías llevar una desagradable sorpresa.

 

Qué pasa con el Saldo deudor generado en una cuenta de Débito was last modified: septiembre 7th, 2018 by Antonio H.