Te voy a depositar un dinero, luego me lo entregas

Si alguien te dice, “Te quiero pedir un favor, lo que pasa es que  te voy a depositar un dinero, porque no tengo cuenta en el banco en que me lo quieren depositar…” ten mucho cuidado, pues puedes meterte en problemas que van desde un “simple” requerimiento de pago de parte del SAT por depósitos en efectivo (si fuera el caso), hasta un problema legal, si el dinero no es de origen 100% legal.

Ni se diga si quien te pide el favor es un desconocido, apenas conocido o una persona con la que has tenido muy poca o nula relación; especialmente si te dice “déjame depositar el dinero y por ese favor que me haces, te voy a pagar una lanita extra; no te preocupes, pues no hay riesgo alguno, solo recibo el dinero, retiro una parte y te dejo lo demás en la cuenta y esa será tu ganancia por el favor.” No te dejes “enamorar” por el canto de las sirenas y el dinero fácil, es muy probable que te metas en problemas legales o con el SAT.

Ahora bien, si es un familiar quien te pide depositar un dinero en tu cuenta, y tu sabes que el dinero se obtuvo de forma lícita, ya sea porque es producto de una herencia, o por el cobro de la venta de algún auto o casa, o un trabajo que le van a pagar y como él no tiene una cuenta en ese banco, que por favor le permitas depositar el dinero ya sea en efectivo, transferencia o cheque en tu cuenta… ten mucho cuidado!!, pues aunque estés seguro que el dinero tiene un origen 100% legal, si te puede traer problemas con el SAT.  Si lo deposita en tu cuenta y el SAT  lo considera como un ingreso para ti, te pedirán que pagues el impuesto correspondiente.

L0s anteriores ejemplos describen situaciones donde te piden prestar tu cuenta bancaria para recibir dinero, pero qué pasa cuando te piden que tramites un crédito para otra persona, porque está haciendo un negocio muy bueno y necesita a varias personas que le ayuden tramitando ese mini-crédito para juntar todo lo que necesita; ya con lo que genere el negocio pagará los préstamos y te dará un dinero extra para ti; que no hay problema, pues él (o ella) se van a hacer cargo de todos los pagos y ni te vas a enterar pues pagará siempre puntual… “tu no te preocupes, tengo todo controlado y bien analizado… es 100% seguro“.

Hace unos días nos  platicaron de un caso donde no le solicitaron la cuenta para un depósito, sino que le pidieron que firmara unos documentos para que otra persona pudiera pedir un préstamo, ya que el monto máximo que le prestaban no le alcanzaba y necesitaba a unas cuantas personas que le prestara su nombre (Prestanombres o Testaferro) para pedir varios créditos y obtener el dinero que requería para su negocio. La historia es más o menos así “Que pasa si una señora junta un grupo con puros prestanombres, tramita varios créditos que aunque los solicitan distintas personas, todo el dinero es para una sola persona. La persona lleva varios ciclos pagando bien pero de repente dejó de pagar, y lamentablemente mi mamá fue uno de esos prestanombres. Ahora viene un abogado exigiendo que paguen, ¿nos pueden embargar?, ¿Qué pueden hacer si sólo firmó un pagaré.

Al haber firmado el pagaré, tu mamá se hace responsable del crédito y está obligada a pagarlo, ya que legalmente ella tiene la deuda.  El “sólo” firmar un pagaré no es algo menor, pues permite que quien tenga el documento le pueda cobrar por la vía ejecutivo mercantil a tu mamá. Recordemos que el pagaré es una garantía real que tiene aparejada la ejecución y permite iniciar el proceso de Demanda con un señalamiento de bienes para garantizar el pago de la deuda.

Un prestanombres es aquella persona que finge realizar transacciones financieras por cuenta e interés propio y asume las obligaciones como si fueran suyas; sin embargo, el dinero es de otra persona. Y si dice que fué un presta-nombre, se podría considerar como un fraude contra acreedores, y ese tipo de delito podría llevarse por la vía penal.

Hay que tener mucho cuidado con situaciones como las que describimos y muchos otras que existen; analicen bien y no se sientan comprometidos a aceptar, pues NO hay algo seguro en la vida, excepto que algún día, todos vamos a morir y que el SAT llegará.

 

Te voy a depositar un dinero, luego me lo entregas was last modified: octubre 8th, 2018 by Antonio H.